5 fuentes de inspiración para cocinar platos distintos

Si estás cansado de repetir los mismos platos en casa una y otra vez, y quieres encontrar fuentes de inspiración para crear recetas nuevas, no estás solo. Existen a tu alrededor gran cantidad de recursos que pueden ayudarte en tu objetivo.

La creación culinaria, como cualquier otro proceso creativo, depende del conocimiento. La imaginación deriva de la memoria: sin conocer los conceptos ‘cuerno’ y ‘caballo’, nadie puede fantasear creando un ‘unicornio’. Así ocurre con los platos que vas a preparar.

¿Quieres tener nuevas ideas? Ahonda en fuentes de información alternativas para alimentar tu imaginación.

Qué hacer para encontrar nuevas ideas culinarias

1. Autoconócete. Analiza qué te gusta y qué se te da mejor hacer. Empieza realizando platos sencillos y, poco a poco, avanza en la complejidad de las recetas asumidas.

2. Investiga. Es la clave. Actualmente es posible encontrar todo tipo de contenido y recetas sobre cocina. ¿Dónde puedes localizar esas alternativas? Por supuesto, en Internet: existen blogs, webs, redes sociales y videoblogs que te aportarán multitud de buenas ideas, realmente inspiradoras y atractivas. Asimismo, los programas de televisión y los libros de recetas te vendrán muy bien para identificar nuevos campos de experimentación y mejora. También, y aunque no lo creas, los folletos de los supermercados te servirán de inspiración. Echar un vistazo al folleto Hipercor o al de Kupino Lidl tiene un efecto inmediato: descubrirás productos y conexiones que suscitarán grandes ideas creativas para tu cocina.

3. Combina. Acuérdate del unicornio, que procede de la unión de cuerno y caballo. Mezclar ingredientes, relacionar recetas y procedimientos es una práctica muy eficaz para obtener nuevos platos. ¿Una ensalada ilustrada? Ponerle un poco de kiwi es suficiente para cambiarla radicalmente.

4. Atrévete. No te pongas límites, juégatela, arriesga con sensatez, pero sin dejar de hacerlo. Lo único malo que puede pasar es que fracases, pero atesorarás una experiencia culinaria que te vendrá genial en el futuro.

5. Disfruta. En la cocina tienes que pasarlo bien. No es una obligación, sino una oportunidad de pasarlo bien y crecer como persona. Si disfrutas al hacerlos, tus platos te saldrán estupendamente.

Como ves, todo puede inspirarte una nueva, y exquisita, receta. ¿Cuándo te pones el delantal?